ATRIBUYEN A ESTADO ISLÁMICO LA BALACERA QUE DEJÓ 14 MUERTOS EN CALIFORNIA

El matrimonio paquistaní tenía fuertes lazos con la organización terrorista; ella le había jurado lealtad en Facebook y él se había contactado con extremistas.

f700x390-22235_61253_0

Tashfeen Malik, la mujer de origen paquistaní que participó el miércoles último en el tiroteo de San Bernardino, California, que dejó 14 muertos y 21 heridos, escribió días atrás un mensaje en Facebook en el que expresaba su lealtad al grupo islamista radical Estado Islámico (EI), lo que afirma la pista islamista, según informó hoy la prensa local.

La información, no corroborada hasta ahora por fuente oficial alguna, fue revelada por fuentes federales (FBI) de la investigación citadas por Associated Press, CNN y The New York Times.

Los investigadores llevan más de un día revisando todo el material informático encontrado en el domicilio de la localidad de Redlands que compartía con su marido, Syed Farook con el objetivo de establece el motivo que los llevó a asesinar a sangre fría.

Autoradicalizados

«En este punto, creemos que estaban más autoradicalizados e inspirados por el grupo (EI) que encargados realmente de realizar el tiroteo (por el EI)», dijo un funcionario a The New York Times. Agentes del FBI han estado investigando la información de los celulares y del disco duro de la computadora de la pareja para tratar de establecer un motivo para los asesinatos.

Según información divulgada por CNN, en la que se citaba a funcionarios, Farook había estado en contacto con sospechosos de terrorismo y se habría radicalizado después de casarse con Malik en Arabia Saudita el año pasado, aunque el imán de la mezquita que frecuentaba asegura que Farook no mostró signos de radicalización.

Por su parte, el Times publicó que el FBI tenía evidencias de que Farook se había comunicado con extremistas de dentro y fuera de el país hace unos años. Ambos -Malik y Farook (de 27 y 28 años)- ingresaron con armas de asalto el miércoles en una fiesta de empleados del condado con armas de asalto, máscaras y vestidos de camuflaje.

En un tiroteo posterior, ambos fueron abatidos por la policía en plena calle cuando trataban de huir. «La publicación en Facebook fue hecha por Malik en una cuenta con un nombre diferente», dijo uno de los oficiales, que no explicaron cómo establecieron el vínculo entre ese nombre apócrifo y Malik.

Falta de detalles

Con la investigación todavía en curso, aún se desconocen muchos detalles sobre el ataque al centro para personas con discapacidad. Farook abandonó abruptamente el lugar antes del tiroteo «en circunstancias que se describen como enojado», dijo el jefe de policía de San Bernardino Jarrod Burguan.

Poco después, Farook y Malik entraron en el edificio y comenzaron a disparar, dijo la policía. Al menos 14 personas murieron y 17 resultaron heridas. Luego escaparon en una camioneta de color oscuro.

La pareja vivía en un chalé emplazado en un sector de clase media de la localidad de Redlands, dentro del suburbio de San Bernardino, a unos 100 kilómetros al este de Los Ángeles, un barrio tranquilo, de familias de clase media y de origen diverso.

 

En la vivienda Farook y Malik guardaban un arsenal de 5000 balas en su garaje, además de 12 bombas caseras y material para fabricar más.

La pista islamista estuvo sobre la mesa desde el primer día, aunque todos los niveles de investigación (la policía y el FBI) así como los líderes políticos, fueron particularmente cautos para no apuntar al móvil religioso en la matanza.

 

De: Diario Primera Línea para: http://porticonoticias.com/