BUSCADO: OFRECEN 3.8 MILLONES DE DÓLARES POR EL CHAPO GUZMÁN

El secretario de Gobierno, Miguel Osorio, dio una conferencia de prensa donde se difundió una foto actual del narcotraficante que se fugó de una cárcel de máxima seguridad; ofrecen una recompensa de U$S 3,8 millones por su captura

chapo guz

El gobierno mexicano admitió en una conferencia de prensa que Joaquín «El Chapo» Guzmán Loera «tuvo que tener la complicidad de funcionarios del penal» para salir de prisión, según la palabra del secretario de Gobierno, Miguel Ángel Osorio Chong. El funcionario explicó que «El Chapo», que escapó a través de un sofisticado túnel de la prisión de máxima seguridad del Altiplano en el centro del país, contaba con un brazalete de seguridad que permitía su localización dentro del penal y tenía monitoreo de videovigilancia en su celda las 24 horas.

«La videovigilancia tenía dos puntos ciegos. Guzmán Loera escapó de forma subtérranea y para lograr su propósito tuvo que haber contado con la complicidad de personal y/o funcionarios del penal del Altiplano», sostuvo Osorio Chong frente a los medios de comunicación, quien también anunció una recompensa de 3,8 millones de dólares por la recaptura del capo.

Osorio Chong aseguró que todos los involucrados en la fuga del narcotraficante serán castigados. Asimismo, anunció que el director del penal del Altiplano en el Estado de México fue retirado de su puesto junto a otras autoridades de la prisión. «No habrá lugar para la impunidad», manifestó y agregó que todas las instituciones del Estado están empleando todos sus recursos para localizar y recapturar a Guzmán Loera.

«Así como no se escatimaron recursos para detenerlo en el pasado, no escatimaremos recursos para detenerlo de nuevo. No habrá descanso para este delincuente», dijo.

La Procuraduría General de la República puso a conocimiento de la ciudadanía una fotografía reciente de Joaquín Guzmán Loera para ayudar con localización del narcotraficante.

Guzmán, de 58 años, fue capturado por última vez en febrero de 2014, tras permanecer 13 años prófugo desde su escape en 2001 de la prisión Puente Grande, en Jalisco, donde cumplía una condena de 20 años de cárcel.

«Las instituciones que lograron la captura en 15 meses de este sujeto, son las mismas que están poniendo todo su empeño en reprenderlo», concluyó Osorio Chong.