CASO ISMAEL RAMÍREZ: PERICIAS DE BALÍSTICA CONFIRMARON QUE EL DISPARO FUE POR REBOTE

La investigación por la muerte de Ismael Ramírez continúa su rumbo. Así, al cumplirse una semana de la muerte del adolescente en un intento de saqueo en Sáenz Peña, el pasado lunes 3 de septiembre, declaró el hermano y describió el lugar donde el menor habría recibido el disparo. Además, resultados de pericias confirmaron que el disparo que recibió fue “por rebote”.

Ayer por la mañana, en la Fiscalía N° 3 a cargo de Marcelo Soto, declaró D.R. (16), hermano de Ismael, en compañía de una Asesora de Menores, del Defensor Oficial y de un abogado designado como querellante por la Secretaría de Derechos Humanos de la Provincia, brindó la testimonial de los hechos que se produjeron la noche en que el menor de 13 añosl perdió la vida tras recibir un disparo, en inmediaciones del autoservicio Impulso, en los barrios 713 y Obrero, tras el intento de saqueo.

D.R. contó que iba caminando por su hermano y un primo por calle 14 y 27 donde ellos se encontraron con el incidente, se escondieron detrás de un cartel y minutos después vio a su hermano herido; y además, describió a la persona que habría efectuado el disparo. Tras la declaración, según consigna Diario Chaco, el fiscal Marcelo Soto analiza la posibilidad de exhibir los videos al menor para que identifique a la persona que describió o se hará una rueda de reconocimiento lo antes posible.
Se supo también en la mañana de ayer, con las pericias de balística y tras los estudios y análisis realizados, que tiro que mató a Ismael no fue un disparo directo, sino por rebote.

Cabe recordar que, luego de la autopsia realizada a Ismael, la Fiscalía aseguró que la bala que extrajeron del cuerpo del joven correspondía a un arma de uso civil, aunque no se precisó calibre ni otros datos más certeros.

Fuente: Diario Primera Linea