SILVIA SBDAR: REVERTIR LA GRAN CANTIDAD DE MUERTES POR DESNUTRICIÓN, UN DESAFÍO DEL CHACO QUE SE VIENE

La coordinadora del equipo de salud del Plan Construir, Silvia Sbdar, manifestó su preocupación por la falta de respuestas oficiales contra un fenómeno que se está cobrando la vida de muchos niños de los pueblos originarios. «Según el Censo Nacional, el Chaco tenía en el año 2010, 107.465 niños de 0 a 4 años; grupo poblacional que se redujo en 2000 en la proyección al año 2014. Nuestra Provincia perdió 2000 niños en solo cuatro años. Preguntémonos cuántos de ellos murieron directa e indirectamente por desnutrición», expuso.

vamos chaco (2)

En un avance claro de los lineamientos sanitarios para el Chaco que se viene, Silvia Sbdar dijo: «Hay situaciones en las que las palabras no son solamente letras y sílabas que unidas expresan una idea, un pensamiento. Hay veces en las que lo que evidencian es una realidad, una cruda y dolorosa realidad».

«Hemos venido expresando nuestra preocupación por la desnutrición de infinidad de niños de nuestro Chaco. Miembros de nuestra Comisión de Salud, recorriendo la Provincia, han comprobado fehacientemente el drama de la desnutrición que se observa en los grupos vulnerables de la población», agregó.

Continuando con el peso de las palabras, la médica que coordina el equipo de salud de Aída Ayala recordó los dichos de Jorge Capitanich respecto de los casos de desnutrición fatales: «son casos aislados, de parajes rurales determinados”. «Un gobierno que hace poco tiempo negaba la existencia de la desnutrición, ahora reconoce tener 1600 casos, con un sistema de seguimiento sistemático y que, de ellos, 160 son agudos», subrayó.

Palabras dejan de ser palabras

«Hay veces que las palabras dejan de ser simplemente palabras para transformarse en una injusta y brutal agresión a todo aquello que es la esencia misma de la verdadera medicina social. Donde hay un niño reconocido como enfermo, ¿cuántos cientos o miles más hay en nuestra Provincia?», prosiguió Sbdar; para luego avanzar en que «hay palabras que no deben, que no pueden ser expresadas con liviandad e indiferencia. Desnutrición infantil es el escalón previo a mortalidad infantil o, como mínimo, a un desarrollo patológico de la capacidad futura de esos niños».

vamos chaco (1)

Morir de hambre

Con esos argumentos, Silvia Sbdar resumió que «aceptar pasivamente estos hechos es bajar los brazos. Es aceptar que en el país de la abundancia de producción de alimentos nuestros niños se mueren. Que se mueren de hambre. Es aceptar que ya nada importa».

En eso tambien tiene parte que «la admisión por parte del Gobierno de la existencia de la desnutrición en esa escala es reconocer que todo lo expresado sobre planes oficiales de salud han sido, y son simplemente palabras. Palabras huecas, vacías de contenido ideológico sobre lo que debe ser salud».

Por ello definió que «es inaceptable. No podemos aceptar la enfermedad, deterioro y muerte de los niños en los grupos sociales más vulnerables».

«Es nuestro compromiso total y absoluto de combatir la desnutrición infantil y las muertes que producen. El Gobierno Provincial finalmente comenzó a reconocer su fracaso en este tema. Y lo pretende expresar simplemente con palabras», reiteró; agregando que «existen otras palabras. Expresiones que afirman nuestro compromiso de combatir ambos flagelos: la desnutrición y la mortalidad infantil».

«Es nuestro compromiso de acción. Es la Salud del Chaco que se viene», finalizó.